Ir al contenido principal

Ecologistas piden la suspensión temporal de la caza ante el impacto de la sequía

Ecologistas en Acción ha pedido la suspensión temporal de la caza ante el impacto de la sequía sobre las especies cinegéticas, como la baja productividad y la debilidad de los animales que limitan su capacidad de huida.



La agrupación ecologista ha explicado a través de un comunicado, que la falta de agua y la reducción de alimento de los últimos meses ha provocado que la mayoría de los animales no hayan tenido un adecuado periodo de reproducción y que buena parte de las especies cinegéticas estén en unas condiciones de debilidad que limitan su capacidad de huida.

Situación “especialmente grave”

“En estas condiciones ventajosas y con notable impacto sobre las especies cinegéticas se ha iniciado una nueva temporada de caza”, han denunciado.

Aunque algunas federaciones de caza han realizado “tibias recomendaciones para moderar la presión cinegética”, estas han caído “en saco roto”, pues, según esta entidad, “los campos se han llenado semana tras semana de cuadrillas, monterías y ganchos que no están dando tregua a la fauna cinegética”.

“Especialmente grave” es la situación en los cotos intensivos, cuarteles de caza comercial y escenarios de caza, “donde con la excusa de que se sueltan animales de granja se permite cazar con más intensidad, durante más tiempo y sin distinción de si se dispara a animales salvajes o de criadero”.

Sequía y altas temperaturas

En Extremadura, así como en Castilla-La Mancha, Andalucía, Madrid y Castilla y León, la situación es “especialmente grave”, pues la sequía y las altas temperaturas de estos días están siendo extremas para la época del año y tienen en jaque a las poblaciones de especies cinegéticas.

En opinión de esta asociación ecologista, las Consejerías y Direcciones Generales responsables de la gestión de la caza “iniciaron la temporada de caza sin prever esta situación o, al menos, sin tomar medidas para controlarla, lo que es sin duda una irresponsabilidad”.

En este sentido, ha recordado que la legislación de caza y de conservación de la naturaleza “les obliga a actuar en situaciones meteorológicas excepcionales, decretando la suspensión de la caza si fuera necesario, y evitando los llamados días de fortuna, como son los de sequía prolongada”. Efeverde

Comentarios

Publicidad

Publicidad

ARCHIVOS

Mostrar más


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible