Ir al contenido principal

Un nuevo acuerdo entre la OIM-ONUSIDA aborda el acceso de los migrantes a los servicios para el VIH

El Programa Conjunto de las Naciones Unidas sobre el VIH/SIDA y la OIM han firmado un nuevo acuerdo de colaboración para superar los desafíos relacionados con el virus a los que deben hacer frente numerosos migrantes.

El propósito de este acuerdo es el de integrar los derechos humanos y las necesidades de migrantes y poblaciones móviles en las respuestas nacionales y regionales frente al VIH, así como garantizar el acceso universal a la prevención, tratamiento, atención y apoyo.

«Unos migrantes sanos pueden contribuir considerablemente en la consecución de economías saludables», afirma Michel Sidibé, Director Ejecutivo de ONUSIDA, quien agrega: «Tanto los Estados como otros actores implicados en la respuesta ante el SIDA tienen la obligación fundamental de garantizar la seguridad y el bienestar de los migrantes, incluido el acceso a los servicios para el VIH».

Dentro de este nuevo acuerdo, la OIM y ONUSIDA se centrarán también en la mejora de la protección social de los migrantes portadores del VIH; en poner fin a la violencia contra las mujeres y menores migrantes y eliminar las leyes, políticas y prácticas punitivas, así como el estigma y la discriminación relacionadas con el VIH y la movilidad de la población, factor que bloquea las respuestas eficaces ante el SIDA.

«El gobierno y la sociedad civil están cada vez más concienciados sobre la posible vulnerabilidad de los migrantes al contagio del VIH. Al reforzar nuestra colaboración y aunar nuestros respectivos conocimientos en materia de VIH y migrantes, ambas organizaciones podremos hacer frente a este peliagudo asunto de manera más eficaz», asevera el Director General de la OIM William Lacy Swing.

Además, la OIM y ONUSIDA colaborarán en el fortalecimiento del apoyo técnico prestado a gobiernos, instituciones regionales y sociedad civil para reducir la vulnerabilidad ante el VIH entre poblaciones móviles y migrantes. Ambas organizaciones continuarán su colaboración en el ámbito de la investigación para una mejor comprensión del VIH y de la movilidad de la población.

La colaboración entre la OIM y ONUSIDA data de hace tiempo, formalizándose en 1999 mediante un Marco de Cooperación que sería actualizado en 2002 y reemplazado por el acuerdo firmado hoy, 21 de enero de 2011. El programa sobre el VIH y poblaciones móviles de la OIM complementa el trabajo de ONUSIDA a escala mundial y la Organización forma parte además de Equipo Conjunto de la ONU contra el VIH/SIDA a nivel nacional.

ONUSIDA está comprometido en la mejora del acceso de los migrantes a servicios para el VIH y ha incluido la movilidad en su Estrategia 2011-2015, en la que se afirma que las respuestas ante el VIH deben contar con un espacio que incluya a personas marginadas y vulnerables, como es el caso de los migrantes.

Por otro lado, los proyectos sobre el VIH forman una parte importante del trabajo de la OIM, ocupando el segundo lugar en materia de proyectos relacionados con la salud de los migrantes después de las evaluaciones sanitarias. Dichos proyectos forman parte de los esfuerzos de mayor envergadura que realiza la Organización para garantizar el acceso de los migrantes a los servicios sanitarios, independientemente del estatus migratorio de éstos a lo largo del proceso migratorio.

El Programa Conjunto de las Naciones Unidas sobre el VIH/SIDA es una innovadora colaboración establecida por la ONU para la consecución de acceso universal a los servicios de prevención, tratamiento, atención y apoyo ante el VIH.

http://www.unaids.org




">


ARCHIVOS

Mostrar más


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible