Ir al contenido principal

Terribles noticias

OPINIÓN de Teodoro Rentería Arróyave   

NUEVA DELHI. INDIA. Cuando nos trasladábamos del Tíbet, China a esta inmensa urbe, pasando por Kathmandú, Nepal, llegan de nuestro adolorido México dos nuevas terribles noticas contra las libertades de prensa y expresión, además de atentar contra el derecho a la información de la propia sociedad.

Una colega más fue asesinada, degollada, María Elizabeth Macías Castro de 39 años de edad, editora jefa del periódico local “Primera Hora”, propiedad del alcalde de Nuevo Laredo, Tamaulipas, Benjamín Galván Gómez del Partido Revolucionario Institucional, PRI.

Y el compañero Gabriel Manuel Fonseca Hernández, de 19 años, reportero policíaco del diario “El Mañanero” de Acayucan, Veracruz es víctima de desaparición forzada, desde el pasado domingo 18 se ignora su paradero denunció su padre el miércoles 21 y la notica se conoció en esta semana.

Con estos crímenes suman 137 homicidios ocurridos desde 1983 a la fecha, lista fúnebre que incluye a 8 humildes trabajadores de la prensa, 6 familiares y dos amigos de comunicadores, de acuerdo con el seguimiento oportuno y serio del gremio organizado del país: Federación de Asociaciones de Periodistas Mexicanos, FAPERMEX, que preside Hilda Luisa Valdemar Lima; Club Primera Plana, CPP, encabezado por Arturo Bárcena Bazán y la Federación Latinoamericana de Periodistas, FELAP-México, que representamos.

Gremio organizado que nuevamente manifiesta su repudió al exigir simplemente justicia, puesto que la grave impunidad prevaleciente, sobre todo en los últimos 11 años de gobiernos de derecha, ha provocado esta ola de violencia contra los comunicadores y agravia a la sociedad al quererse vulnerar su derecho inalienable a la información veraz y oportuna.

De esos 137 homicidios, 100 se han sucedido en el sexenio de Vicente Fox Quesada y en los 5 años de la administración de Felipe Calderón Hinojosa; mismo periodo en que se presentó el fenómeno de las desapariciones forzadas, suman 18 los colegas victimados, de ellos fueron hallados muertos 4, por lo que con el último colega veracruzano, Gabriel Manuel Fonseca Hernández, 14 comunicadores permanecen en la incertidumbre de su localización.

Para destacar el recrudecimiento en los últimos años, de estos atentados contra los comunicadores y medios de comunicación, es de precisar que en los casi 5 años del gobierno de Felipe Calderón Hinojosa se han sucedido 70 homicidios, más de uno por mes, y 11 desapariciones forzadas.

Con el asesinato de la colega, María Elizabeth Macías Castro, nos encontramos con un nuevo acto de sevicia, su cuerpo decapitado fue colgado de un puente en la ciudad de Nuevo Laredo, Tamaulipas.

También con el protagonismo de algunos actores que aprovechan el drama del gremio al dar a conocer cifras sesgadas sobre las víctimas, sin embargo lo que importa es seguir en la denuncia pública para acabar con esta ola de terror contra los comunicadores y sus medios de comunicación.

2011, ya se convirtió en el año más cruel para el periodismo mexicano, en los nueve meses transcurridos han sido muertos 19 colegas, 5 mujeres, y 2 desaparecidos, todos mártires de las libertades de prensa. El grito se hace permanente: ¡Ya basta presidente Calderón!

ARCHIVOS

Mostrar más


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible