Ir al contenido principal

Santos: Las tierras recuperadas del narcotráfico serán para campesinos

Servindi.- Ante un público compuesto por campesinos, el viernes pasado en el Estadio Metropolitano de Barranquilla el presidente Juan Manuel Santos anunció que solo este año cerca de 10 mil campesinos se verán beneficiados con las tierras que se le han quitado a los narcotraficantes, a los paramilitares y a los ilegales.

“La tierra es para todos”, fue la consigna más escuchada en el recinto. Santos señaló que la entrega de tierras estará acompañada de créditos, asistencia técnica, garantía de la compra de sus productos y de mejores condiciones para que cada comunidad genere un pequeño “pueblito” con vivienda digna.

La mayoría de las tierras serán restituidas a sus antiguos propietarios, campesinos indígenas, que fueron desplazados por el incremento de las acciones de violencia en sus territorios.
No se conoce si las tierras ofrecidas fueron arrebatadas a las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), si fueron manejadas por terratenientes, o si estaban abandonadas.
El mandatario explicó que la entrega de estas tierras forman parte de la meta que se ha impuesto su gobierno de entregar más de tres millones de hectáreas a los campesinos. “Llevamos ya 800 mil hectáreas y tenemos que multiplicarlas por cuatro”, aseveró.

Señalo que la entrega de estas tierras hace parte de lo que él ha llamado la “revolución agraria”.
El jefe de Estado colombiano recordó que en marzo de este año el Congreso de la República albergará el proyecto de Ley de Desarrollo Rural que le dará al gobierno más instrumentos para reforzar la política agraria del país.

Su aprobación significaría el ordenamiento del uso de la tierra y el uso del agua de acuerdo a su vocación, indicó.

En otro momento, el sábado, durante la jornada semanal de Acuerdos para la Prosperidad en la ciudad de Cartagena, Santos Calderón señaló que la Ley de Víctimas y Restitución de Tierras cuenta con la oposición de las Fuerzas Armadas Revolucionarias Colombianas (FARC) ya que debido a esta ley “le quitamos el discurso”.

Explicó de esta manera que el discurso de las FARC es que “la tierra es para los campesinos. Pues sí la tierra se la estamos entregando a los campesinos, y sobre todo a los campesinos que fueron desplazados”.

Otro enemigo del proceso de restitución de tierras, consideró Santos, es la extrema derecha, quienes se hicieron de muchísima tierra a punta de violencia y a punta de desplazamiento.

La Ley de Víctimas y Restitución de Tierras busca devolverles sus propiedades a miles de campesinos que fueron desalojados por los grupos guerrilleros colombianos.

ARCHIVOS

Mostrar más


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible