Ir al contenido principal

El 15-M denuncia "detenciones ilegales" y multas de hasta 2.000 euros a "personas que pasaban por allí"

SERVIMEDIA.- Miembros de la Comisión Legal de Asamblea Sol criticaron este jueves "las detenciones" y la apertura de "procesos sancionadores" de forma "arbitraria, injustificada y ajena al derecho" producidas a su juicio durante las manifestaciones y protestas que se produjeron entre el 12 y el 15 de mayo en Madrid.

En rueda de prensa, afirmaron que hasta la fecha "se han realizado 560 identificaciones de manifestantes y se ha iniciado procedimiento sancionador administrativo contra al menos 360", bajo los cargos de "desobediencia, resistencia y atentado contra la autoridad".

Ello implica sanciones de unos 300 euros, que en algunos casos llegan a los 1.000 y a los 2.000 euros, un hecho "especialmente grave en la situación de crisis que vivimos", agregaron.

Según declararon, la policía detuvo e identificó a mucha gente que nada tiene que ver con el movimiento 15-M", muchos de ellos camareros, gente que volvía de fiesta y personas que simplemente pasaban por allí".

"Con las denuncias y las multas buscan desmovilizar a la ciudadanía y que no participe en próximas convocatorias", afirmaron, y resaltaron que mientras una detención con uso de la fuerza se puede documentar en imágenes, para alguien que recibe una multa injusta en su casa es muy difícil dar a conocer su caso.

A su juicio, todo esto responde "a una estrategia de criminalización y acoso al 15-M por parte del Gobierno, que quiere convertir en una cuestión de orden público lo que fueron protestas masivas" y propuestas políticas.

"Frente a las conclusiones, acciones e ideas que se plantearon en las asambleas y grupos de trabajo de aquellos días, la Delegación del Gobierno se limita a hablar de un saldo de 28 intervenciones diarias", destacó un portavoz, para quien el propósito detrás de todo esto, "es desviar el foco de atención.

NADA DE EJEMPLAR

Asimismo, negó que "la actuación de la policía fuese ejemplar" y que "no se produjese ninguna carga" como mantiene la delegada del Gobierno de Madrid, Cristina Cifuentes.

Según estos miembros del 15-M, la policía actuó de forma "ilegal" y dispensó "un trato degradante" a las personas detenidas, "tanto en comisaría como en el momento mismo de las detenciones".

Como ejemplos citaron casos de personas golpeadas y, afirmaron, agredidas durante las manifestaciones en Sol, de ciudadanos que "permanecieron varias horas esposados de pie en el patio de la comisaría" y de detenidos "insultados y amenazados" por los agentes.

"Dado que en ningún momento se produjeron alteraciones del orden público ni actos de violencia, las cargas policiales que sí tuvieron lugar no se ajustaban a derecho", subrayaron, y destacaron que "los agentes incumplieron su obligación de presentarse debidamente identificados".

Ello implica que las denuncias interpuestas por actuaciones improcedentes "tengan muy poco recorrido", ya que los ciudadanos que se sintieron agraviados o que quieren recurrir sus multas "no tiene contra quién dirigirlas".

Por este motivo, la Comisión Legal de Sol interpuso una denuncia ante el Ministerio del Interior el 11 de mayo, y se plantea volver a actuar "ante la inacción de la delegación del Gobierno de Madrid".

Asimismo, comunicó que sus miembros han asumido la defensa de varios ciudadanos denunciados durante las manifestaciones, una acción que llevarán a cabo "sin ningún tipo de financiación y de forma totalmente comunitaria y como parte del trabajo de la asamblea", aseguró.

Comentarios

ARCHIVOS

Mostrar más


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible