Ir al contenido principal

México. Siguen las agresiones a periodistas

OPINIÓN de Teodoro Rentería Arróyave, México.- Nuevamente el gremio organizado del país se ve en la necesidad de denunciar y demandar las medidas precautorias necesarias ante las agresiones a periodistas, que no cesan en todo el país, ahora concretamente en Guerrero, Querétaro y Chiapas. En el momento que ustedes, respetados lectores y radioescuchas, conozcan de esta entrega, estará en circulación el comunicado conjunto de la Federación Asociaciones de Periodistas Mexicanos, FAPERMEX, Club Primera Plana, CPP, y Federación Latinoamericana de Periodistas, FELAP, que nos permitimos darlo a conocer en forma sucinta: 

La colega Brenda Nava Mancilla, delegada del Club de Periodistas en Guerrero, en la región de La Montaña, fue víctima de un atentado con el propósito claro de amedrentarla, a las puertas de su domicilio y cuando compartía en familia, un sujeto no identificados le prendió fuego a su camioneta que estaba estacionada a las puertas de su casa.

De inmediato, el Club de Periodistas de Guerrero A. C., que preside el compañero, Miguel Ángel Mata, lanzó una Carta Abierta, en la que señala que la comunicador agredida, había sido amenazada por el director del Hospital de la Madre y el Niño indígena Guerrerense, Enrique Herrera Gálvez, por su trabajo de denuncia en el inter diario La Noticia en La Montaña, que se edita en la ciudad de Tlapa y del cual es directora.

En esta zona la situación para los comunicadores es de continuo agravio, es de recordarse que el Centro de Derechos Humanos de la Montaña, Tlachinolla A. C., tomó conocimiento de la agresión que sufrió el colega, Sergio Ferrer Martínez corresponsal de El Sur y Los Ángeles a manos de un Policía Municipal, también de Tlapa, después de sufrir una serie de improperios verbales por parte del alcalde, Víctor Wences Real, lo que provocó que el informador fuera despedido injustificadamente del periódico mencionado.

Y el reportero y comunicador indígena, Rolando Sánchez, fue expulsado de su pueblo el 27 de agosto de 2014 luego de la asamblea celebrada en Tapayoltepec comunidad de Maninaltepec, debido a una confusión creada por servidores públicos responsables de programa federal Oportunidades, en represalia a una nota publicada en el periódico El Sur firmada por otra reportera, donde se describen deficiencias en el Centro de Salud y se menciona al comunicador como fuente de información.

Mientras tanto en Querétaro, circula en la redes sociales una grabación en audio en la cual se escucha en forma nítida que el secretario de Gobierno estatal, Jorge López Portillo Tostado, ordena al coordinador de comunicación social del gobierno, Abel Magaña Álvarez, que impidiera que un locutor difundiera información sobre inseguridad en el programa radiofónico “El guardián de la noche”, que conduce el colega, Juan Manuel Auzua; le ordena: “romperle la madre”, si continuaba informando sobre asuntos de seguridad en la entidad. El gobernador José Eduardo Calzada Rovirosa aseguró que no había escuchado el audio y que tomará medidas ante la presunta agresión, confiamos en que así lo hará.

En Huixtla, Chiapas, tres sujetos encapuchados se metieron a la sala de la casa del compañero periodista, Héctor Narváez, corresponsal de Código Sur en ese municipio costeño, y aprovechando que estaba con un cliente, empezaron a golpearlo a puño cerrado hasta tirarlo al piso y patearlo gritándole que deje de “publicar pendejadas”.

Su esposa al tratar de defenderlo la derribaron los sicarios, cayó al suelo, los sujetos se asustaron al creer que había muerto y salieron corriendo, se subieron a un Jetta gris sin placas y huyeron.

Héctor Narváez encabezó una marcha mitin contra la inseguridad, pero el subsecretario de gobierno, José Luis Laparra Calderón, estuvo hablando con colonos para persuadirlos que no participaran en la marcha. Héctor Narváez ha estado siendo vigilado en su casa por camionetas que circulan incluso a altas horas de la noche.

Y Tonalá, Policías Municipales detuvieron sin motivo alguno al periodista Joel Cruz a quien golpearon y luego acusaron de escandalizar en vía pública. Su esposa, Silvia Peña informó que lo mantienen en la comandancia municipal y no le permiten comunicación algún. También confiamos en que el gobernador Manuel Velasco Coello, agilicen las investigaciones y actué en consecuencia.

Así continúan de graves las agresiones a los periodistas en el país, en estos casos es urgente que las autoridades superiores dicten de inmediato las medidas precautorias, para prevenir mayores consecuencias. La impunidad es el mayor flagelo que sufren los periodistas y los mexicanos en general.

ARCHIVOS

Mostrar más


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible