Ir al contenido principal

Trabajadoras domésticas viven atrapadas y víctimas de trata de personas en Omán

I Was Sold’: Abuse and Exploitation of Migrant Domestic Workers in Oman



Beirut.- Muchas trabajadoras y trabajadores domésticos se encuentran atrapados en condiciones laborales abusivas en Omán mientras su desesperación permanece oculta fuera de la vista pública, dijo Human Rights Watch en un informe publicado hoy.

Las autoridades omaníes deberían tomar medidas inmediatas para reformar el restrictivo sistema inmigratorio que vincula a los trabajadores inmigrantes a sus empleados. Además, deberían proporcionar protecciones jurídicas a los trabajadores domésticos como las que reciben otros trabajadores, así como investigar todas las situaciones de posible trata de personas, trabajo forzoso y esclavitud.


Una trabajadora doméstica cuida de un niño que juega en el centro comercial Planeta Mágico, ubicado en el centro de la ciudad de Muscat en Omán.© 2015 Rothna Begum/Human Rights Watch

El informe de 68 páginas, “‘I Was Sold’: Abuse and Exploitation of Migrant Domestic Workers in Oman” (“‘Me vendieron’: Abuso y explotación de trabajadores domésticos en Omán”), documenta cómo el sistema de patrocinio (kafala) de trabajadores inmigrantes y la ausencia de protecciones en la legislación laboral exponen a los trabajadores del hogar inmigrantes al abuso y a la explotación por parte de los empleadores, cuyo consentimiento es necesario para que puedan cambiar de trabajo. Aquellos que logran huir de los abusos – entre ellos, violencia física, abuso sexual, impago de sueldos y excesivas horas de trabajo – cuentan con escasas vías para recibir algún tipo de reparación y pueden incluso afrontar sanciones legales por “fugarse”. Las familias recurren a los trabajadores del hogar migrantes para cuidar de sus hijos, cocinar y limpiar sus casas. Sin embargo, muchos trabajadores domésticos inmigrantes, que dependen de sus sueldos para mantener a sus propias familias e hijos, sufren condiciones laborales crueles y explotadoras.

“Los trabajadores domésticos inmigrantes en Omán están atados a sus empleadores y son abandonados a su merced”, dijo Rothna Begum, investigadora sobre derechos de la mujer en Oriente Medio de Human Rights Watch. “Los empleadores pueden obligar a los trabajadores domésticos a trabajar sin descanso, sueldo o comida, a sabiendas de que pueden ser castigados si huyen, mientras que los empleadores rara vez son sancionados por abuso”.

ARCHIVOS

Mostrar más


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible