Ir al contenido principal

El inicio de 2017 es el segundo peor de la década en incendios forestales

El fuego quemó en enero más que en los cinco primeros meses de 2016


Servimedia.- El pasado enero fue el segundo más 'negro' en incendios forestales en España, puesto que el fuego calcinó 3.765,73 hectáreas, una cifra sólo inferior a las 4.082,32 del mes de enero de 2012 y supone más del doble que la media de la última década y más de lo que las llamas arrasaron en los cinco primeros meses del año pasado.

Así se desprende de los datos provisionales de incendios forestales proporcionados por las comunidades autónomas al Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, a los que tuvo acceso Servimedia y que señalan que este enero hubo 2,3 veces más superficie forestal quemada que en la media del último decenio, que es de 1.659,17 hectáreas.

El enero más 'negro' en el monte fue el de 2012 (4.082,32 hectáreas), seguido del de 2017 (3.765,73), el de 2008 (3.500,52), el de 2014 (2.303,87), el de 2009 (2.062,54) y el de 2011 (1.837,19).

Durante el mes pasado se produjeron 771 siniestros forestales, de los que 354 fueron incendios (que arrasaron al menos una hectárea) y 417 conatos de incendio (con menos de una hectárea quemada), lo que quiere decir que es el segundo del 'ranking' de la última década, sólo por detrás de enero de 2008, que registró 920 siniestros (424 incendios y 496 conatos).

De las hectáreas quemadas en enero de 2017, que suponen un 0,014% del territorio nacional, un total de 448,18 corresponden a vegetación herbácea (pastos y dehesas) y el resto a vegetación leñosa, concretamente 3.218,16 hectáreas de matorral y monte abierto, y 99,39 de superficie arbolada.

EL NOROESTE, LA REGIÓN MÁS AFECTADA

El noroeste peninsular (Asturias, Cantabria, Galicia, País Vasco y las provincias de León y Zamora) concentró un 64,33% de los incendios y conatos forestales en el primer mes de este año, en tanto que el resto de siniestros se repartieron entre las comunidades interiores (las provincias de las regiones no costeras, salvo León y Zamora), con un 28,53%; el área mediterránea, con un 6,87%, y Canarias, con un 0,26%.

En cuanto a la superficie forestal arrasada por el fuego, el 64,43% pertenece al noroeste, un 22,87% a las comunidades interiores, un 12,69% al área mediterránea y un 0,01% a Canarias.

La superficie arbolada calcinada se produjo fundamentalmente en el noroeste (65,54%), por delante de las comunidades interiores (33,11%), el área mediterránea (1,34%) y Canarias (0,01%).

ARCHIVOS

Mostrar más


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible