Ir al contenido principal

España elimina la prioridad del apellido paterno

Desde este viernes, deja de contar como prioridad el apellido paterno a la hora de registrar a una criatura recién nacida.




Con la nueva reforma del Registro Civil, la madre y el padre deberán llegar a un acuerdo en el orden de los apellidos del menor o la menor.

Desde el año 2000, está permitido registrar a un niño con el apellido materno en primer lugar, pero para ello el padre y la madre debían enviar una solicitud y una declaración de mutuo acuerdo al juez del Registro Civil. En el caso de que no llegaran a un acuerdo, la prioridad la tenía el apellido paterno.

En la nueva Reforma, madres y padres están obligados a colocar el orden de los apellidos en la solicitud de inscripción en el Registro Civil.

Madres y padres tienen tres días para colocar el orden de los apellidos que llevará el menor y, de no llegar a un consenso, será el juez encargado el que determine dicho orden.

La abogada Anna Salort, aconseja que madres y padres lleguen a un acuerdo antes de que la decisión del apellido de su hijo o hija la tome una tercera persona.

Con esta reforma, expertos en Derecho de Familia y Derecho Civil consideran que busca "acercarse más a la igualdad".

ARCHIVOS

Mostrar más


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible