Ir al contenido principal

Se estanca la lucha contra la malaria

Cada dos minutos, muere una niña o un niño a causa de esta enfermedad prevenible y tratable. El daño infligido va mucho más allá de la pérdida de vidas: la malaria cobra un alto precio en los sistemas de salud, socava la productividad y erosiona el crecimiento económico. En el Día Mundial del Paludismo, la ONU pide medidas urgentes.




El avance hacia la eliminación de la malaria a nivel mundial se ha estancado y se necesita tomar medidas urgentes para retomar el camino y consolidar los logros registrados en los últimos años.

Ese es el mensaje de la Organización Mundial de la Salud en el Día del Paludismo, que se conmemora cada 25 de abril para concienciar sobre la necesidad de invertir continuamente en la prevención y el control de esta afección.

“Cada año, el recuento global de nuevos casos de malaria supera los 200 millones. Y cada 2 minutos, un niño muere a causa de esta enfermedad prevenible y tratable. El daño infligido va mucho más allá de la pérdida de vidas: la malaria cobra un alto precio en los sistemas de salud, socava la productividad y erosiona el crecimiento económico”, aseguró el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.


OPS/OMS

Una trabajadora de salud prepara una prueba de sangre para detectar la malaria.
Pocos avances

Según el último informe sobre la Malaria no se lograron avances significativos en la reducción de los casos en el período de 2015 a 2017; y el número estimado de muertes por malaria en 2017, de 435.000, se mantuvo prácticamente sin cambios respecto al año anterior. El 93% de todos los fallecimientos ocurrieron en África.

Los niños menores de 5 años son el grupo más vulnerable afectado por la malaria. En 2017, representaron el 61%, unos 266.000 menores de todas las muertes por malaria en todo el mundo.

Entre el 2010 y el 2017, todas las regiones, excepto las Américas, registraron reducciones en la mortalidad. Las mayores disminuciones se produjeron en el Sudeste Asiático (54%), África (40%) y el Mediterráneo Oriental (10%).

Excepto por Asia Sudoriental, en 2017 todas las regiones registraron poco progreso o un aumento en la tasa de incidencia. La región de las Américasobservó un incremento, en gran parte debido a los aumentos en la transmisión de la malaria en Brasil, Nicaragua y Venezuela.

Ese año en Venezuela hubo casi 320.000 casos y en Brasil 175.000. También aumentaron en Ecuador, México y Nicaragua.
Eliminar el paludismo está en nuestras manos

“En última instancia, invertir en la atención médica universal es la mejor manera de garantizar que todas las comunidades tengan acceso a los servicios que necesitan para combatir el paludismo. El empoderamiento individual y comunitario a través de campañas como "La malaria cero comienza conmigo" también puede desempeñar un papel crítico en la conducción del progreso " agregó el Dr. Tedros en su mensaje oficial.


Invertir en la atención médica universal es la mejor manera de garantizar que todas las comunidades tengan acceso a los servicios que necesitan para combatir el paludismo.

“La malaria cero comienza conmigo¨ es el tema de este año para el Día Mundial, resaltando que cambiar la trayectoria de las tendencias actuales del paludismo requerirá una acción intensificada y coordinada por parte de todos los interesados, pero especialmente de los países mayormente afectados.

La campaña de la OMS junto a RBM Partnership to End Malaria, la Comisión de la Unión Africana y otras organizaciones asociadas, tiene como objetivos:
Mantener la malaria en la agenda política.
Movilizar recursos adicionales.
Empoderar a las comunidades para hacerse cargo de la prevención y la atención del paludismo.

La iniciativa involucra a todos los miembros de la sociedad: líderes políticos que controlan las decisiones de políticas gubernamentales y presupuestos; empresas del sector privado que se beneficiarán de una fuerza laboral libre de malaria; y las comunidades afectadas por la malaria, cuya participación y propiedad de las intervenciones de control de la malaria es clave para el éxito.



PATH

Un bebé de cinco meses recibe una dosis de la vacuna contra la malaria en Mkaka, Malawi
Situación en América Latina

El paludismo es endémico en 19 países y territorios de las Américas, pero la mitad de los casos se registran en solo 25 municipios, por ese motivo la Organización Panamericana de la Salud ha lanzado la campaña "Municipios eliminando la malaria".

“Actuar donde el problema está más concentrado es crucial para lograr la meta de eliminación de la malaria comprometida por los países”, dijo Marcos Espinal, director del Departamento de Enfermedades Transmisibles y Determinantes Ambientales de la Salud de esta sucursal de la OMS.

“Las organizaciones, los ciudadanos y las autoridades gubernamentales locales deben participar en el desarrollo de intervenciones clave para la eliminación de la enfermedad a nivel municipal si queremos asegurar que nadie se quede atrás”, agregó.

La iniciativa ayudará a los municipios a tomar medidas, entre ellas el fortalecimiento de la vigilancia de la enfermedad y las capacidades para el monitoreo a nivel local; mejorar el acceso al diagnóstico y los tratamientos; empoderar a las comunidades y crear conciencia sobre la importancia de buscar atención, entre otros aspectos.
Otros datos importantes
En 2017, la mitad de la población en riesgo de malaria en África dormía bajo una red tratada con insecticida, una cifra similar a la del año anterior y una mejora marginal desde 2015.
Un 22% de las mujeres embarazadas elegibles en África recibieron las tres o más dosis recomendadas de terapia preventiva en 2017, en comparación con el 17% en 2015.
Menos de la mitad de los niños con fiebre en África fueron llevados a un proveedor médico capacitado (2015-2017).

Además, si bien el progreso en la respuesta mundial se ha estancado, un subconjunto de países con una baja incidencia de malaria se está moviendo rápidamente hacia la eliminación.
En 2017, 46 países notificaron menos de 10 000 casos de paludismo, frente a 37 países en 2010.
26 países notificaron menos de 100 casos de malaria, frente a 15 países en 2010.
China y El Salvador reportaron cero casos en 2017 por primera vez.

Algunos países con una alta incidencia también están haciendo grandes avances para reducir la enfermedad.
India, que representa el 4% de la morbilidad mundial de esta dolencia, registró una reducción del 24% en los casos en 2017 en comparación con 2016.
Otros países que observaron considerables disminuciones en los casos en 2017 incluyen Etiopía (-8,9%), Pakistán (-20,5%) y Ruanda (-6,6%).

ARCHIVOS

Mostrar más


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible