Ir al contenido principal

CIS: La preocupación por la política vuelve a marcar máximos históricos


El presidente del gobierno Pedro Sánchez interviene ante el pleno del Congreso durante el último debate de investidura. EFE/Emilio Naranjo/Archivo


Madrid, 30 jul (EFE).- La preocupación de los ciudadanos por la política alcanza su máximo histórico desde 1985, y un 38,1 por ciento de los encuestados sitúa a los políticos, los partidos y la política entre los tres principales problemas del país, seis puntos más que el mes pasado, según el último barómetro del CIS.

La encuesta, realizada entre el 1 y el 11 de julio, antes del fracaso de las negociaciones entre PSOE y Podemos y la fallida investidura de Pedro Sánchez, refleja también el pesimismo de los ciudadanos sobre la situación política.

Un 64,2 por ciento de los encuestados califica de mala o muy mala la situación política, diez puntos más que en junio, y solo un 4,4 % cree que la situación política es buena, frente al 10 % de junio que consideraban que era buena o muy buena.

De hecho, la opción de "muy buena" recibe un 0 % de apoyos en el barómetro de julio.

De este modo, la política es vista como el segundo principal problema por los ciudadanos, detrás del paro, que vuelve a aparecer como la mayor preocupación, citado por un 61,8 % de los encuestados (62,5 % en junio).

El problema de la corrupción y el fraude sigue su tendencia a la baja y cae hasta el cuarto puesto, cuando en abril ocupaba la segunda posición, y es mencionado por un 25,1 %, seis décimas menos que en junio.

En tercer lugar se sitúan ahora los problemas de índole económica, que mencionan un 25,7 % de los encuestados, ligeramente superior al 25,4 % de junio.

Sigue a continuación la sanidad, que un 15,8 % de los encuestados ven como uno de los principales problemas, el mismo porcentaje que el mes pasado, y la calidad del empleo, que baja del 15,8 % al 14,9 %.

Los españoles que consideran la inmigración como uno de los principales problemas suben del 11,3 % al 11,8 % en julio, mientras que disminuye la preocupación por los problemas de índole social hasta el 10,4 %, cinco décimas menos que el último barómetro de junio.

La independencia de Cataluña baja al décimo puesto hasta llegar a un 8,3 %, frente al 9,9 % que tenía el mes pasado, y escala una posición el problema de las pensiones, que se mantiene como en junio en el 9,5 %.

A un año vista, un 41,3 % de los encuestados creen que la situación política se mantendrá igual, 1,4 puntos menos que en el mes de junio, mientras que los que consideran que empeorará crecen de un 20,3 % a un 24,1 %.

El porcentaje de ciudadanos que confían en que mejore la situación política cae del 20,6 % al 16,5 %.

Sobre la actual situación económica, un 47,3 % de los encuestados la califican de regular, tres puntos menos que en junio, mientras que aquellos que piensan que es mala o muy mala se sitúan en el 42,6 %, frente al 38,8 % del mes pasado.

Se mantiene igual el porcentaje que valora la situación como buena o muy buena, un 9,1 %.

Si se les pregunta cómo estará la economía en un año, un 42,5 % piensa que la situación económica se mantendrá igual que actualmente, casi dos puntos más que en la última encuesta, mientras que caen al 18,2 % los que piensan que mejorará (un 22,2 % en junio).

Del mismo modo, los que creen que empeorará representan el 23 % frente al 21,8 % que lo pensaba hace un mes.





Justicia climática para África







ARCHIVOS

Mostrar más


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible