Ir al contenido principal

86 años de la muerte de Carlos Gardel

El Conventillo.- Este jueves 24 de junio se cumplen 86 años de la muerte de Carlos Gardel, el mayor representante del tango canción, en un accidente de avión en Medellín, Colombia.

Gardel tenía 44 años y se encontraba en la plenitud de su carrera. Junto con él fallecieron dos guitarristas, Barbieri y Domínguez, y su letrista Alfredo Le Pera, poeta, escritor, periodista y compositor de los tangos más conocidos cantados por Gardel como “Mi Buenos Aires querido” y “Por una cabeza”.

El 24 de junio de 1935 Carlos Gardel falleció en el choque de dos aviones en el momento de despegar, sobre la pista del aeropuerto Olaya Herrera que se conocía entonces como Aeródromo "Las Playas" de la ciudad de Medellín (Colombia). Junto a Gardel murieron en el acto su guitarrista Guillermo Barbieri y su secretario Corpas Moreno. Días después también morirían Alfonso Azzaf y el guitarrista Ángel Domingo Riverol. 

En el accidente murieron también el as de la aviación colombiana y dueño de la SACO, Ernesto Samper Mendoza, el radiooperador Willis Foster, el empresario chileno Celedonio Palacios, el promotor de espectáculos Henry Swartz, así como los siete ocupantes del otro avión. En total 17 muertos. Solo hubo tres supervivientes: el guitarrista José María Aguilar, José Plaja y Grant Flynt, funcionario de SACO.

El accidente se produjo cuando el avión en que viajaba Gardel, un trimotor Ford de la empresa SACO, se desvió en pleno carreteo de despegue y embistió a otro avión similar de la empresa de origen alemán SCADTA, que esperaba su turno para despegar, incendiándose ambos.

Las causas del accidente nunca fueron establecidas con claridad. Ambas empresas aeronáuticas mantenían una dura competencia, detrás de la cual se encontraban los intereses estratégico-militares de los Estados Unidos y Alemania. Ni bien sucedió el accidente, cada una de las empresas se apresuró a atribuirle a la otra la responsabilidad. El propio presidente de Colombia culpó con dureza a la empresa alemana. La justicia por su parte decidió que las causas del accidente se debieron a las características de la pista y a un fuerte viento proveniente del sudeste.146​

Gardel fue enterrado primero en Medellín, pero luego Armando Defino ―su albacea― logró la repatriación del cuerpo. Para dicho fin, el féretro que contenía los restos mortales de Carlos Gardel debió realizar un largo recorrido que incluyó viajes en lomo de burro, carreta, tren y barco. Su cuerpo paseó por las poblaciones interiores de Colombia, luego fue a Panamá, se lo veló en Estados Unidos, y llegó finalmente a la Argentina en barco hacia 1936.​ Después de un multitudinario funeral en el estadio Luna Park, fue llevado a lo largo de la Avenida Corrientes hasta el Cementerio de la Chacarita, donde permanece en una bóveda junto con su madre.

Conocido como Carlitos, El Zorzal Criollo, El Mago, El Mudo, El Rey del Tango yo el Morocho del Abasto, en 1935 Gardel había filmado dos películas: El día que me quieras y Volver.  

En 1917 Gardel cantó y grabó un tango por primera vez. Se trató del tango «Mi noche triste», un tema musical compuesto por Samuel Castriota titulado «Lita» al que Pascual Contursi le había puesto letra. La interpretación de «Mi noche triste» por Gardel está considerada como la fecha de nacimiento del tango canción.



Resultado de imagen de carlos gardel elmercuriodigital.net


Gardel se dio a conocer en 1908 haciéndose llamar "El Morocho. También destacaba José Razzano, llamado "El Oriental", con fama de cantante de tangos.

En 1917, "El Pájaro Cantante de Buenos Aires", como más tarde se le conoció, con su canción "Mi noche triste", de la cual vendió 100 mil copias, alcanzó gran fama en los países latinos y realizó gira por naciones como Argentina, Uruguay, Chile, Brasil, Puerto Rico, Venezuela, Colombia, España, Francia y Estados Unidos.

En 1928, en una visita que hizo a París, se vendieron 70 mil copias de sus discos, y entre 1930 y 1932 inició allí su carrera cinematográfica, durante la cual se trató de destacar su desempeño como cantante.

Gardel registró un total de 770 temas, incluso 514 tangos y su popularidad como intérprete de las baladas melancólicas del género fue confirmada en los años 20 y 30 en los clubes nocturnos y películas.

Entre su filmografía destacan "Encuadre de canciones" (1930), "Luces de Buenos Aires" (1931), "Espérame" (1932), "Melodía de arrabal" (1932), "Cuesta abajo" (1934), "El tango en Broadway" (1934), "Cazadores de estrellas" (1935), "El día que me quieras" y "Tango bar" (1935), por citar algunos títulos.

La élite de Argentina superó su aversión a los orígenes humildes del tango y la sensualidad abierta cuando Carlos Gardel y su música fueron ya extensamente aceptados en Francia y España.

Esa atracción se amplió gracias también a la radio que tocaba algunos de los tangos de la autoría de Gardel como "Mano a mano" (1920), "Desdén" (1930) y "Melodía de arrabal" (1932).

Gardel hizo época también con "Caminito", "Caminito soleado", "Cuesta abajo", "Dandy", "El día que me quieras", "La cumparsita", "Adiós muchachos", "La última copa", "Mi Buenos Aires querido", "Uno y uno" y "Volver", entre otros temas.



La carrera vertiginosa de Gardel se acabó de golpe en 1935, cuando perdió la vida en un accidente aéreo en Medellín, Colombia, el 24 de junio.

En 1998 la Cámara Argentina de Productores de Fonogramas y Videogramas (CAPIF) organizó la entrega de los Premios Carlos Gardel a la Música, y en su primera edición abarcó todas las expresiones de la música popular argentina, desde el tango hasta el rock.

Un año después quedó inaugurada La Casa del Tango Carlos Gardel, Museo del Tango Doctor Amín Raed, en Buenos Aires, y a partir del 1 de septiembre de 2003 la voz del cantante fue nombrada por la UNESCO como Patrimonio de la Humanidad.

En 2007 se presentó en el Teatro Teresa Carreño, en Buenos Aires, la pieza "Gardel, vivito y tangueando", obra que recoge los aspectos más importantes de la vida del artista.

Además, continuó sus presentaciones en Argentina el espectáculo "Esquina Carlos Gardel", con 15 profesionales del baile, quienes recrean los 30, la época dorada del llamado "Zorzal Criollo".

Gardel es considerado como uno de los más grandes intérpretes de tangos de la historia, por esta razón el cantante puertorriqueño Jerry Rivera le rindió un tributo con su álbum que contiene los temas del argentino a ritmo de salsa.

En 2008, la Subsecretaría de Cultura de la Ciudad de Buenos Aires conmemoró el 118 aniversario del nacimiento de Gardel, en el recinto que tiene su sede de Jean Jaurés 735, en el barrio del Abasto.

En 2009 se le realizó un homenaje que coincidió con la fecha de nacimiento del intérprete, el cual contó con variados espectáculos y visitas guiadas gratuitas, bajo la supervisión de la Subsecretaría de Cultura de Buenos Aires, a través de la Dirección General de Museos.



Además, hubo exposiciones sobre Gardel y el cine, así como la actuación de Tito Alonso, Alfredo Lamas, Sergio Veloso, Lulú, el ballet Aire de Tango, el grupo Las Minas del Tango Reo, Raúl Méndez y Antonio Seoane.

Un año después, La Gran Milonga Nacional de Argentina fue el evento que aprovechando la celebración del Día Nacional del Tango, recordó a Gardel con los bailes al aire libre donde todos los vecinos se movieron al ritmo del dos por cuatro.
.



ARCHIVOS

Mostrar más


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible