Ir al contenido principal

OIT: Millones de mujeres adultas mayores carecen de protección del Estado mexicano

elmercuriodigital ▫ Cimacnoticias. México, DF.- Ante la falta de personal sanitario y la poca inversión en los países, más de la mitad de las personas adultas mayores en el mundo –sobre todo mujeres– no tiene acceso a cuidados “de larga duración” ni de calidad, a pesar de la explotación que enfrenta la población femenina que brinda esta labor al interior de las familias, dijo la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

César Martínez López. Patricia Kelly y Alicia Ibargüengoitia, autoras del libro “Mujeres Grandes”





En su estudio “La protección de los cuidados de larga
duración para las personas mayores: un análisis de 46 países”, la OIT detectó que 300 millones de personas mayores de 65 años están excluidas de los cuidados de larga duración que –según la definición de la Organización Mundial de la Salud (OMS)– se refieren a la protección que brindan familiares, amistades, vecinos y profesionales a una persona que no puede valerse por sí misma (es decir, servicios de cuidados por parte de seres queridos, redes de apoyo o instancias públicas y privadas).

El estudio demostró que las regiones de Asia y el Pacífico son las que tienen más rezago en la cobertura de cuidados de “larga duración”; no obstante, en la mayoría de los países hay carencia de estos cuidados, lo cual se adjudica a que hay un déficit mundial de 13.6 millones de trabajadoras y trabajadores sanitarios.

Por ejemplo, países de América como México, Canadá, Brasil y Argentina tienen un déficit de 100 por ciento en la cobertura de estos cuidados, según la investigación de la OIT.

Así, la falta de atención de estas necesidades “pone de manifiesto la discriminación por razones de género y edad”; es decir, en relación con las personas jóvenes, las personas adultas mayores y principalmente de sexo femenino, reciben menos cuidados y un trato desigual; además, son las mujeres quienes tienen que suplir la insuficiencia del personal sanitario.

La autora del estudio, Xenia Scheli-Adlung (también coordinadora de Políticas de Salud de la OIT), expresó: “Nos enfrentamos a estos déficits (de cuidados) a pesar de que gran parte del cuidado lo realizan las mujeres de las familias de las personas de edad, sin percibir remuneración”.

La experta recomendó garantizar la protección universal de estos cuidados de acuerdo con la recomendación número 202 de la OIT, para financiarlos a través de los regímenes de seguridad social o vía impuestos; y aumentar la fuerza laboral para estos cuidados para ofrecer servicios de calidad para quienes los necesitan.

De acuerdo con la autora, estos rezagos se deben a que sólo 5.6 por ciento de la población mundial vive en países que ofrecen cobertura universal de cuidados por parte de personal profesional, mientras que 43 por ciento de la población mundial tiene restricciones que limitan su acceso a estos servicios de cuidado, lo que obliga a las personas adultas mayores a pagarlos de su propio bolsillo.

En promedio, los países destinan sólo 1 por ciento de su Producto Interno Bruto para estos cuidados, y los más “generosos” –que son los de Europa– destinan apenas 2 por ciento del PIB.

ARCHIVOS

Mostrar más


OTRA INFORMACIÓN ES POSIBLE

Información internacional, derechos humanos, cultura, minorías, mujer, infancia, ecología, ciencia y comunicación

elmercuriodigital.es se edita bajo licencia de Creative Commons
©Desde 2002 en internet
Otra información es posible